RECTORES

Guillermo Serra

Rector
Instructor de Nivel 2

El título de campeón de España y el 2º premio al mejor estilo en lo que podríamos denominar como “el Mundial” de LudoSport son la carta de presentación de este temible Sith.

Explosivo, dominante y letal. Tres palabras que describen a la perfección a Guillermo cuando está en la arena de combate. Si dejas que el miedo te domine contra él, estás perdido.

En clase, al igual que en medio de un enfrentamiento, le gusta dar caña a sus alumnos. Por ello, potencia el combate, a través de juegos y técnicas novedosas de entrenamiento.

Si por Guillermo fuera, todos los sables de la academia se teñirían de rojo, al igual que el logo de LudoSport cuando él imparte la clase. Sin embargo, pese a los deseos de nuestro rector Sith, entre los alumnos de la academia predomina –por ahora– el lado luminoso.

Pese a su marcada inclinación por el lado oscuro, Guillermo en realidad es una persona muy cercana. Se preocupa por sus alumnos y cree en ellos y en su potencial hasta el final. Y no solo eso, sino que ayuda a que ellos crean en sí mismos, animándoles hasta en los momentos en los que no les salen las cosas. Además, nunca va a dudar en echarte una mano con lo que necesites, tanto a nivel profesional como personal.

Ricardo Navarro

Rector
Instructor de Nivel 2

Ricardo domina a la perfección los dos primeros estilos: Sii-Cho y Makashi; prueba de ello son sus títulos de experto de estilo, otorgados por la Sociedad de Maestros de LudoSport.

Si dicen que la experiencia es un grado, Ricardo podría ser ya el Doctor Cum Laude de nuestra academia. Le avalan más de ocho años de experiencia en otra disciplina marcial como la esgrima y cuenta ya con dos años de instructor de LudoSport a pleno rendimiento, ya que le da clase a la semana hasta a cuatro de nuestros clanes.

Sus clases se caracterizan por inculcarles a los alumnos una fuerte preparación física y por su perfeccionismo a la hora de tratar la técnica. Su paciencia, sabios consejos, disposición, dedicación y disciplina hacen que Ricardo sea el espejo en el que se quieren mirar sus alumnos.

Aunque algunos de sus pupilos bromean acerca de su inclinación hacia el lado oscuro, es bien sabido por toda la academia que Ricardo es el primer español que ha alcanzado el rango de Jedi. Él lo reafirma con una telita verde que se adjunta al cinturón.

Además, si estás pensando en retarle a un duelo, debemos advertirte de que es un temible oponente, puesto que a la hora de combatir hace gala de un gran estilo, con una ejecución de las técnicas de manual, con concentración absoluta y una seguridad apabullante en sus movimientos, propia en un gran Jedi como él.